Personal de salud recibió pago único de Q863.25 por arriesgar la vida durante la pandemia

Tras la llegada del coronavirus, el personal de salud tuvo dificultades para ser dotados del equipo de protección y seguridad. Muchos de ellos tuvieron que usar su dinero para comprar mascarillas, trajes, guantes y otros implementos.

El Congreso aprobó Q26 millones para que se le diera un bono de riesgo de Q1 mil (durante tres meses) a los trabajadores que atienden a los pacientes, pero tras una decisión del Ministerio de Salud se hizo un único pago de Q863.25.

Miles de doctores, doctoras, enfermeras, enfermeros y técnicos arriesgan su vida todos los días para cuidar y tratar a los pacientes de coronavirus que son atendidos por el sistema de salud público. La pandemia ha cobrado la vida de decenas de trabajadores de salud que, a pesar de las limitaciones y los riesgos, nunca abandonaron sus puestos.

Como una manera de reconocer la labor de estos héroes, el 5 de abril el Congreso de la República aprobó Q26 millones para un “bono de riesgo para el personal de salud expuesto al COVID-19”. Esto se hizo a través del decreto 20-2020 que validaba una ampliación presupuestaria de Q5 mil 138 millones para el Ejecutivo.

Como únicamente se aprobó un monto y no una forma de distribución, el Ministerio de Salud Pública y Asistencia Social (MSPAS) entregó el bono a todo el personal que trabaja en esa cartera. Trabajadores que están suspendidos desde marzo por la pandemia y personal administrativo que no tiene contacto con pacientes de coronavirus recibieron el beneficio.

Tras esta decisión de las autoridades, los médicos y enfermeras, quienes exponen su vida a diario ante el virus, recibieron un único bono de Q863.25. Este monto ni siquiera le alcanza al personal que dejó su casa y alquila una habitación para evitar contagiar a sus familiares.

Bono “único” de riesgo

La doctora Maryandre Posadas es subjefa del área de pediatría del Hospital Roosevelt y jefa del área de shock de Covid-19 para niños. Todos los días se levanta con el temor de contagiarse y enfermar a su mamá y hermana. Calificó como una burla que el Gobierno les dé un bono Q863.25 cuando se aprobaron cientos de millones para el Ministerio de Salud que no han podido ejecutar por deficiencias.

“Al principio me daba pánico. El ponerse el traje y entrar no es lo difícil, lo difícil es a la hora de salir y no obviar un paso porque de lo contrario puedo contaminarme mientras me quito el traje. El riesgo es llevar el virus a nuestra casa y enfermar a nuestro entorno”, explicó.

Posadas compartió que colegas suyos alquilan apartamentos cerca del Hospital Roosevelt para evitar exponer a sus familias. Esto representa un gasto extra para el personal que puede variar entre los Q1,500 a Q2,000 mensuales. Además, parte del personal compró su propio equipo de protección para evitar contagiarse mientras atendía a sus pacientes.

“Por lo menos todos los residentes (médicos) salieron de sus entornos familiares y fueron a alquilar a otros lados para no estar con ellos e infectarlos. Yo me tuve que alejar de mi hermana y mi mamá para no contagiarlos. Son gastos extras que con Q800 uno no los cubre, no es del todo suficiente. Yo compré una mascarilla espacial que me costó Q900. Esto me ha ayudado a que hasta el día de hoy esté sana”.

Durante la entrevista con No-Ficción, la doctora mostró su malestar porque no se hizo un correcto análisis del Ministerio de Salud para entregar el bono. Argumentó que hay trabajadores que fueron suspendidos durante la pandemia porque son mayores de 60 años y a ellos se les entregó el bono de riesgo. Mientras ellos están en sus casas, sus colegas lidian con pacientes de coronavirus.

“Hay personas que están suspendidas desde marzo por cuestiones de embarazo o porque son mayores de edad y a estas personas también les dieron el bono de riesgo. Ellos no lo necesitan porque no se están exponiendo, están en sus casas, desde marzo no se les ha visto. Entonces, creo que hay gente que lo necesitaba más que otros. No critico esa disposición del ministerio, pero hay unos que tienen más riesgos que otros”.

A decir del diputado presidente de la Comisión de Salud del Congreso, Mynor Mazariegos, los Q26 millones se aprobaron con el objetivo de darle un bono de Q1 mil durante tres meses al personal que estaba en primera línea de atención a los pacientes de coronavirus. Sin embargo, el Ministerio de Salud lo distribuyó a todo el personal producto de presiones.

“El bono de riesgo era de Q1 mil mensuales por tres meses para demostrarles y agradecerles al personal de salud por el trabajo que están haciendo. Después empezó mucha gente a reclamar que todos están en riesgo y el ministerio tuvo que repartirlo en más gente.  Pero la intención de nosotros era dárselo a los que están en primera línea”, señaló el congresista.

La postura del Ministerio de Salud Pública y Asistencia Social fue que se hizo una evaluación sobre el riesgo que tiene su personal durante la pandemia y se decidió que todos debían recibirlo. Este beneficio se dio a los trabajadores en los renglones 011, 021, 022, 031 y subgrupo 18 (que incluye los trabajadores temporales de los renglones 182 y 189). En total fueron más de 29 mil los empleados de salud que recibieron el bono único de riesgo de Q863.25, según cálculos del Ministerio de Salud.

En algunos casos la entrega del bono de riesgo fue más rápida y en otro más lenta. Esto fue porque cada unidad ejecutora (el Ministerio de Salud tiene 89) tuvo que efectuar el desembolso, es decir, el pago de este bono quedó a cargo de cada hospital y dirección de área conforme se hizo el traslado de fondos.

El bono de riesgo en Guatemala para el personal de salud es mínimo en comparación a otros países. Por ejemplo, Bélgica entregó un bono de 1 mil 450 euros (unos Q12 mil) y en Argentina fue de 30 mil pesos (unos Q3 mil). Por aparte, México aprobó un bono mensual equivalente al 20 por ciento del sueldo del personal médico. Este bono lo tendrán mientras dure la pandemia del coronavirus.

Lea la nota periodística original:

Q870 por arriesgar la vida durante la pandemia

Con información de No–Ficción/Sonny Figueroa.

Medical
A %d blogueros les gusta esto: